Skip to content

Gran Sur

17,50

Out of stock

Hello Cuca fue, básicamente, el mejor trío de punk-rock de todos los tiempos. No tanta gente como debería sabe esto, pero ahora ya lo sabes. “Gran Sur” son Hello Cuca en su versión más emocionante, misteriosa y desgarradora. Hay dos tipos de artistas (hablo solo de artistas buenísimos; y seguramente hay más de dos tipos pero ahora me vienen bien estos dos): los primeros hacen muy, muy bien algo que ya sabíamos o nos figurábamos que se podía hacer. Muchos de mis artistas favoritos son así: Juliana Hatfield, The Divine Comedy o Renaldo & Clara. El segundo tipo de artistas, Hello Cuca entre ellos, llega a la música desde no se sabe dónde. Aparentemente no están intentando tirar de ningún hilo ni dialogar con nadie. Nada de “he visto lo que haces, y se me ocurre que se puede hacer mejor o diferente o más gracioso así y asá”. Lo que hacen ellas también sale de alguna parte, por supuesto, pero dan más la impresión de que desde que nacieron hasta que se presentaron en público solo les dio tiempo de llegar a *conclusiones*, de *convencerse* de cosas sin contrastar mucho nada con nadie; y luego presentarnos esa especie de teoría-sueño como hechos consumados: “las cosas son así y así, que nosotras lo sabemos”. Y el caso es que a nosotros también nos suena todo eso. No habríamos caído nunca; lo habríamos olvidado como hemos olvidado una casa con zócalos de pizarra enmedio de la infancia; habríamos confundido una cosa con otra, hubiéramos sido incapaces de separar esas cosas, las que presentimos sin recordar o medio creemos sin acabar ni muchísimo menos de entender; pero nos suena todo *un montón*, justo aquí al lado, que casi lo tocas si alargas la mano o te vuelves a poner el disco. TOTAL, a lo que iba: Hello Cuca sacaron un puñado de EPs de vinilo entre finales de los noventa y los primeros dos mil (Austrohúngaro los recopiló en un CD en 2009), y un solo CD, Gran Sur, que estaba descatalogadísimo hasta ahora que La Castanya lo edita en vinilo por primera vez. En Gran Sur Lidia Damunt (la misma Lidia Damunt que ahora triunfa en solitario), acompañada de su hermana Mabel Damunt al bajo y de Alfonso Melero (el mismo Alfonso Melero de la añoradísima aristocracia indie de Villarrobledo) a la batería, canta las letras de Mabel sobre un sitio que es un poco el levante español y un poco la costa oeste de Estados Unidos, pero más que nada es el espacio de las teorías-sueño de Mabel sobre el amor y la sororidad y cómo nos hacemos personas al toparnos con las demás, cuando nos dan un nombre, cuando hacemos cosas y les dejamos verlo. Allí estaban, allí siguen, Lidia gritando aquella locura de letras y tocando la guitarra al unísono, y Mabel y Alfonso haciendo badaBUM-badaBUM por detrás. Era increíble de ver, es irresistible, son las mejores sin discusión. Pienso muchísimo en Hello Cuca.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

Busqueda Avanzada

Por favor espere mientras buscamos en la base de datos. Gracias...

Search
Generic filters