Hemeroteca: diario de gira de E150 (verano de 1999) 19 julio, 2018 – Publicado en: BCBlog

“no corn party”‚ “no pool party”‚ “no wet t-shirt party‚” [versión libre de rajadas y detalles íntimos]

Artículo originalmente publicado en el fanzine Absolut #6, en junio de 1999

Lo que viene a continuación es un pequeño resumen de la gira que nos llevó a E150 por la costa este de USA el pasado verano. Me gustaría que todo esto sirviera para que más y más bandas de aquí pudieran hacer algo parecido. Ojalá de aquí a cuatro días nadie se acuerde de lo que hicimos, porque eso significaría que se ha convertido en algo habitual. No me gustaría que este artículo se interpretara como ‚”mira como vacilo de mi gira, que guay que soy” sino que me gustaría que la conclusión que saquéis (especialmente la gente en bandas que lea esto) sea: ‚”si los zoquetes de E150 lo han hecho,  qué esperamos los demás?”. Aprovecho para dar las gracias a toda la gente que, de una manera u otra, hicieron posible un sueño hecho realidad.

Jueves 29 de julio: Suena el despertador a las 6 para Abraham, Elías y un servidor. Creo que nadie ha pegado ojo de los nervios, y después de habernos quedado hasta las tantas viendo ‚”Cube”. En El Prat nos encontramos con Carlos. Italiano ya hace dos días que está en Chicago. En dos horitas estamos en París, donde me pegan una clavada por un minúsculo bocata y dos tés que no olvidaré. El vuelo a Chicago se hace horriblemente largo, aunque nos echamos unas risas con el acojone que le entra a Carlos con las turbulencias que hacen volar los cafés. Chicago nos recibe a 40 grados, la gente va por la calle echándose agua por la cabeza y el asfalto se derrite por momentos. Para nosotros son ya las 11 de la noche y allí vuelven a ser las 4 de la tarde. Ahí están ya Italiano (con peinado nuevo) y Dave Song. Tras otro largo paseo en metro llegamos a casa de Martín [Sorrondeguy, de Los Crudos, Limpwrist, etc]que nos recibe con el pelo pintado del Barça (aunque él dice que es del Nacional de Montevideo) y su agujereado coche de 50$. Tras unos masajes de Dave y de saborear las galletitas de Sarah viendo viejos videos de Los Crudos caemos muertos en la cama.

Viernes 30 de julio: Martín nos despierta con unos increíbles batidos de plátano, cereales y no sé que más, y enseguida todo el mundo está en marcha estampando camisetas y portadas de discos para la gira mientras el sudor cae a chorros. Tras una refrescante experiencia en la playa del Lago Michigan (donde Italiano es definitivamente rebautizado como Mr. Bean), y de unas breves compras, cenamos en el famoso “Jinx” y al concierto de Joan Of Arc. Pero la sorpresa nos la dan Skull Control, que es su último concierto y nos dejan flipando. Joan Of Arc, a quienes tenía curiosidad por ver, resultan ser un peñazo importante y al segundo tema nos vamos a casita a ver un increíble video de Born Against antes de ir a dormir.

Sábado 31 de julio: De buena mañana vieneDerek (ex-guitarra de Jihad) a buscarnos a Elías, Carlos y a mí para llevarnos, según él, a la tienda de guitarras más barata de Chicago. Lástima que el hombre se pierde y tardamos tres horas en encontrar la tienda, aunque ya nos vamos empezando a acostumbrar a esto de las largas distancias para todo. Elías consigue un bonito bajo Gibson ‚”The Ripper” a un precio de risa, y yo me quedo con las ganas de llevarme aquella increíble Telecaster de los 70, ya que hasta el domingo no llega Kim [Bae, columnista/colaboradora de Punk Planet]con el dinero que adelantamos Italiano y yo para los billetes de avión. Tras degustar unos fantásticos burritos vegetarianos y unas horchatas de arroz al lado de casa de Martín, nos vamos al centro a hacer fotocopias. ¿Una hora de coche para llegar a la copistería? Esto es la ostia… Luego directos al concierto de Good Clean Fun. Es en una librería, así que antes de empezar todo el mundo ayuda a apartar las estanterías con libros, etc. También tocan Trepan Nation, es el último concierto con el bueno de Maicah a la batería, supuestamente para irse a vivir a Barcelona, aunque según mis últimas informaciones ha acabado yendo a parar a Hawaii, cosas del corasón… Ah, Good Clean Fun bastante divertidos.

Domingo 1 de agosto: DIY madness day:todo el día metidos en casa de Martín currando como locos. Mañana empieza la gira y quedan un montón de camisetas y portadas por preparar, con el único apoyo moral de algunas pizzas y los videos de Martín bailando break con 16 años. Todo el mundo está histérico, hasta las narices ya de Chicago y con unas ganas locas de tocar de una vez. A última hora de la tarde llega Kim (que será nuestra chofer durante toda la gira) y todo el mundo se pone guapo para salir a bailar, lastima que no nos dejan entrar en el garito por no llevar el pasaporte, alucinante… Así que ya que no se puede bailar, pues a comer… mmm… un bocata llamado Bomper Grinder no podía ser cosa mala, no señor.

Lunes 2 de agosto: Por fin ha llegado el día de empezar la puñetera gira, y ya no puedo dormir más. Kim nos lleva a comprar ropa (joder, parecemos los rusos del Mundobasket’86 que iban como locos a comprar tejanos al mercadillo de Santa Coloma) y a comer a un restaurante chino vegano donde todo es mentira y nada es verdad y tiro por que me toca, aún sigo sospechando de esos calamares veganos… Y por fin al concierto, aunque hechos un flan. Enseguida llega la gente de His Hero is Gone (HHIG) y lo primero que nos dicen es que el día de Richmond al final nos han metido en el concierto de 25 Ta Life, se prometen risas por un tubo. Por fin veo tocar a Kill The Man Who Questions (QTMWQ), que me encantan, además parecen ser una gente majísima y muestran mucho interés en nosotros, especialmente Mike, quien me comenta emocionado que vamos a tocar juntos 7 u 8 conciertos más en esta gira, bieeeen. MK Ultra se muestran demoledores en directo y, ufff, hay que tocar después de ellos. Primer sorpresón de la gira: la gente se vuelve medio loca con nosotros y acabamos tocando más de la cuenta. Martín se encarga pronto de bajarnos de la nube: ‚”no se crean que todas las tocadas serán así, esto sólo es en Chicago, tá?”. Bueno, ya veremos. His Hero Is Gone siguen siendo la bomba en directo, no puedo creer que los vaya a ver cada día durante casi tres semanas.

Martes 3 de agosto: Todo a punto para salirhacia Columbus, Ohio. Dave viene finalmente con nosotros: bien, tendremos masajes gratis. El primer viaje de la gira se hace interminable, entre el calor y los amigos Martín y Kim poniendo todo el rato Eskorbuto y Rip. Realmente absurdo. Llegamos a The Legion Of Doom, la casa donde en un principio tenía que ser el concierto, que ha sido movido a otra sala más grande. Me dicen que esto ya era una casa de punkis hace más de 20 años y que por aquí han pasado desde los Ramones hasta Black Flag, Dag Nasty, etc, y que personajes como Nick Cave solían venir por aquí a proveerse de sustancias ilegales. Tras las compras de rigor en el supermercado vegeta local, vamos a la sala del concierto, bastante tipo Garatge pero sin vallas ni columnas. 7 Days os Samsara no me matan mucho. Brother Inferior ya es otra cosa, esto se anima. From Ashes Rise suenan demasiado a HHIG (son también de Memphis), aún así me quedo a verlos todo el rato. Boycott me aburren un poquito, así que me voy a charlar con Dave y la chica anoréxica del puestecillo de libros. Los Oi Polloi andan también por ahí. Por fin empezamos a tocar y el recibimiento no es el de Chicago pero deu n’hi do. A los pocos temas Elías empieza a tener problemas con su nuevo bajo y se pone histérico, y para colmo su pedal de distorsión coge interferencias y se oye la radio por el ampli, la gente se mea de risa. Al final acaba tocando con el bajo de Carl de HHIG, los cuales, como no, vuelven a arrasar. Después del concierto el Legion Of Doom está hasta los topes de gente, así que algunos vamos a dormir a la furgoneta.

Miércoles 4 de agosto: Menuda idea la de dormir en la furgoneta, sobretodo cuando sale el sol y nos empezamos a achicharrar de calor. Suerte que en Legion Of Doom las duchas están la mar de decentes y se agradece. Tras un buen papeo en el restaurante etíope y llevar el bajo de Elías a arreglar, de nuevo sesión de furgoneta. Cleveland da miedo. Llegamos ya de noche y la puerta de la sala (Speak In Tongues) ya está llena de gente arriba y abajo con botellas en bolsas de papel y cajas de cerveza. Mientras descargamos la furgoneta aparece un helicóptero de policía enfocándonos con la luz y todo el mundo acojonado. Tocan primero 9 Shocks Terror (ex-H100’s), muy bien a lo Negative Approach. Después unos jevis idiotas llamados Boulder que llenan el escenario de trozos de carne, los muy asquerosos. Con nosotros se anima bastante la gente, pero sólo en los últimos temas, aún así se ven algunos poguitos positivos. HHIG se salen, vaya cabrones. Nada más llegar a casa de Wedge (batería de 9ST) me quedo frito en el suelo del comedor mientras todo el mundo cena y se echan unas risas.

Jueves 5 / Viernes 6 de agosto: Me despierto congelado y con dolor en todo el cuerpo y es que nadie me ha avisado y me he quedado toda la noche durmiendo en el puto suelo. Suerte que Wedge nos ha preparado un generoso desayuno con zumos y bagels. El tío es un freak coleccionista y se emociona cuando le regalo la edición original de nuestro primer 7″ (tiene la demo de Subterranean Kids, el LP original de Ultimo Resorte y joyitas por el estilo). Llegamos a Detroit extra pronto (el concierto es en un local cedido por una asociación de veteranos de guerra) y mientras todo el mundo se harta de comer me echo una siesta en la furgoneta. Tocan otra vez los capullos de Boulder, y también Bloodpact, muy aburridos, así que me voy a dar una vuelta y a comprar unos discos. 9 Shocks Terror me gustan aún más que ayer. Yo cada vez toco más incómodo con la guitarra de Todd, y es que me viene por los tobillos, tengo que hacer algón apaño con la correa. Cómo echo de menos mi SG, que se quedó en Badalona. Tras tocar charlamos con Mª José, una chica mejicana que no para de hacernos fotos, y con otra jovencita con los pelos de colores que me invita a su casa (glups, esto en Barna no pasa). Después de HHIG tocan por sorpresa From Ashes Rise, que andaban por ahí, y esta vez sí me impresionan. Al final no dormiremos en Detroit y cruzaremos la frontera de noche para evitar problemas, además de vestir nuestras mejores galas para parecer niños buenos, ante las risas de HHIG, From Ashes Rise y la peña que todavía merodea por el parking de la sala. Nos despedimos de Martín hasta la vuelta a Chicago. A 30 metros de la frontera se para la furgoneta y hay que llamar a Triple A para que vengan a arreglarla. Después de tanto que nos habían dicho que tendríamos problemas en la frontera con Canadá, el madero resulta estar durmiendo y nos hace pasar sin problemas. Pero no todo podía ser felicidad: a hora y media de la frontera la furgoneta se vuelve a parar. Hace frío y casi va a amanecer, no llevamos móvil ni nada, así que Dave consigue que pare un coche y llama esta vez a la grúa para que se lleve la furgoneta al pueblo más cercano. Mientras, llega el Sheriff del pueblo y nos lleva a los demás al taller en su coche, con todo el mundo esforzándose en aguantar la risa por el camino. Tras un reconfortante mega-papeo y una vueltecilla por el pueblo algunos conseguimos colarnos a dormir en la furgoneta en un despiste del mecánico, que se mea de risa cuando se da cuenta. Al final llegamos a Toronto a primera hora de la tarde. Todo el mundo se queda echando una siesta y Carlos y yo nos pegamos un buen paseo para conseguir pilas para mi cámara de fotos y alguna cosa más. En la sala del concierto (otro gran club con mesitas y bola de espejos) nos reencontramos con Kill The Man Who Questions, que vuelven a estar fantásticos. Con nosotros otro gran recibimiento, esto ya empieza a ser costumbre. A His Hero los veo sólo un rato porque estamos todos rotos. Al llegar a casa de los Countdown To Oblivion Carlos, Abraham y yo nos metemos directos a dormir mientras alguna gente van a comer falafels y otros se quedan viendo una peli de coprofilia, marranos. Mañana el viaje promete ser largo.

Sábado 7 de agosto: Efectivamente, todo eldía en la furgoneta. Casi todo el mundo va durmiendo y en mi discman suenan HHIG, Bluetip, Songs: Ohia y Joao Gilberto. Mil vueltas para llegar a Montreal y al llegar a casa de Yannick (HHIG / The Great American Steak Religion) nadie tiene direcciones para el concierto. Segón nos dicen es un festival de lo más costras en medio del bosque a unos 45 minutos que acaban siendo 3 horas. El bosque está lleno de borrachos gritando y riendo en la oscuridad y HHIG ya están tocando. Tocamos justo después de ellos y la gente se pone un poco violenta. Italiano escoge el peor día para tirarse y se pega la ostia de la vida. Para colmo, después del concierto tenemos bulla con un capullo que nos quería mangar discos. Pero todo se tranquiliza y nos quedamos un rato charlando con gente que viene a la furgo a comprarnos discos y con Katja de Ossifraga y Aversion Records que también me acaba invitando a su casa (pero bueno, qué le pasa a la gente?). Finalmente nos vamos a dormir a casa de Yannick (y 10 personas más). Montreal es la bomba, puedes pedir pizzas a las 5 de la mañana y te las traen en coche. Domingo 8 de agosto: Claude nos lleva a comer a una cooperativa vegetariana donde nos ponemos hasta arriba. Todo el mundo en Montreal es increíblemente guapo/a, Kim dice que debe haber algo raro en el agua. Tras un breve paseo por la ciudad (con diferencia la más bonita que hemos visto hasta ahora) vamos a la sala donde ya hay una larga cola para entrar. Otro gran club rockero, esta vez con planta superior tipo Zeleste pero que da toda la vuelta a la sala, espero que no se nos meen encima. La sala se pone a reventar y disfrutamos tocando… hasta que me cargo una cuerda de la SG de Scott de KTMWQ y me caigo encima de su ampli, pero el tío no sólo no viene a ayudarme sino que se mea de risa. Poco después, HHIG como cada día nos dejan a la altura del betún. Mientras nos pegamos una larga caminata para conseguir unos falafels, nos echamos unas risas con Todd, y luego a la vuelta charlamos más en serio sobre nuestras repectivas vidas de pareja. El mamón ha dejado a su novia para irse de gira y adivino que ahora se arrepiente.

Lunes 9 de agosto: Yannick se levanta cruzado y de buena mañana saca un montón de cajas de discos suyos para vender. Por lo visto debe un montón de pasta de reparaciones en la casa o algo. También tira a la basura los 7″ de Uranus que le sobran y un montón de pruebas de portadas, muestras de papel, etc… es el triste réquiem a un fabuloso sello (Shotmaker, Uranus, One Eyed God Prophecy… ). Algunos chicos de Born Dead Icons, 3 Studies for a Crucifixion y otra gente nos llevan a ver unas cascadas pero nos vemos que no da tiempo y nos vamos directos a Quebec y pasamos la tarde en el bonito jardín de no se quién intentando hacer la fiesta del maíz, pero no hay manera de que el agua hierva. Kid Dynamite han llamado diciendo que han suspendido la gira. Pinhead Circus tampoco tocan. El concierto es en un centro cultural tipo Macba. Esta vez sin escenario, mola más. La gente se vuelve loca con nosotros, especialmente al final, que tocamos versiones de Negative Approach (‚”Tied Down”) y 7 Seconds (‚”Young til I die”, como no) con Todd y Paul de HHIG cantando, y alguien me pega un rodillazo y se carga el jack de Scott, ups… Vuelve a estar por ahí Katja, pero esta vez va serena. Después del concierto, otro intento de corn party en la misma casa y de nuevo a dormir a Montreal.

Martes 10 de agosto: Nos espera otro día de furgoneta. Claude se viene con nosotros por unos días. Pasamos la frontera por la mañana y nos registran la furgoneta pero no dicen nada de las camisetas y discos. Cuando ven que hay gente de nacionalidad española nos preguntan si transportamos papayas, mangos, kiwis o algo así (¿sabrán donde está España?). Llegamos a Boston con Wig out at Denko’s sonando en mi discman, el que escribió esa letra se debió de quedar a gusto… Por una vez llegamos antes que nadie. El concierto es en el sótano de una casa y hay que pasar por el medio de la cocina y el comedor para bajar. Dave está malito y se lo llevan al hospital. Toca un grupo de chavalines que parecen DYS y otros medio jevis con luces rojas y humo. Kill The Man cada vez me gustan más. Nosotros disfrutamos de nuevo tocando, aunque no hay quien se mueva ni respire ahí abajo. Teníamos un pacto con HHIG para tocar versiones de Jerry’s Kids hoy (“Raise the courtain” ellos e ‚”Is this my world?” nosotros), pero han tenido problemas en la aduana y llegan cuando alguna gente ya se ha ido, aun así vuelven a arrasar. Vamos a sobar a casa de Craig, que resulta ser fan de HHH. Vive también ahí una chica con la habitación llena de posters de la buena época del Boston HC: Negative FX, Deep Wound, Youth Korps… guau.

Miercoles 11 de agosto: Tras una ducha y unos deliciosos pancakes pasamos el rato charlando con Craig y viendo videos de Assfort. Dave ya está algo mejor. Finalmente la gente de la casa han alquilado una furgoneta para venir a vernos a New Haven, CT. Como Kim y Claude aún no han salido de la furgoneta (um… ) nos vamos a tomar un café con Niki de KTMWQ y Mike el barbudo, su chofer, y aprovecho para llamar a Uge y echarnos unas buenas risas. Kim nos prepara un increíble papeo al estilo koreano. Niki dice que parecemos mucho más jóvenes, y que nos echará de menos cuando esto acabe, lo mismo digo. 6 horas hasta New Haven, buf… El concierto es en otro gran club y React y algún otro grupo ya han tocado. De Dropdead nadie sabe nada. Boiling Man son rollo machote, muy malos. Talk Is Poison me impresionan y me compro los dos 7″s y un montón de discos de segunda mano que vende el guitarra. Con nosotros la gente está algo fría pero bien, y nos hacen muchas fotos. Llega la hora de la despedida momentánea con KTMWQ, mañana tocan en DC y nosotros en NY, pero aún nos queda un concierto juntos en su Philadelphia natal. Vamos a dormir a casa de uno de React (ex-Pist). Aquí todo el mundo tiene unas casas de la ostia pero las tienen hechas una mierda.

Jueves 12 de agosto: Kim se ha ido de buenamañana a arreglar la furgoneta y esperando, esperando, Abraham y yo nos quedamos dormidos en el suelo detrás de la casa. Llegamos al ABC No Rio a las 5 y ahí está Fran de Buenos Aires al que conocimos en Chicago. Nos lleva a comer algo y a dar una vuelta por tiendas de discos, etc. El concierto resulta algo frío pese a que sudamos como nunca. Por ahí está Elías de Gijón y su padre que viene a buscarle. Con His Hero al final hay algo de desfase entre la gente, tirando sillas y eso. Después del concierto, y mientras esperamos la furgoneta que se ha vuelto a romper, nos encontramos con alguna gente de Radio Bronka que están de viaje visitando a presos políticos y se han acercado al ABC No Rio al saber que tocábamos. Finalmente vamos a dormir a casa de David de Huasipungo, en pleno Brooklyn y con vistas al puente de ‚”Fiebre del sábado noche”.

Viernes 13 de agosto: Por la mañana Fran nos lleva a Manhattan y cogemos el ferry gratuito que pasa cerca de la estatua de la libertad, algo de turismo por fin. De camino a Philadelphia nos perdemos y parece que no llegamos al concierto, que dicen tiene que acabar a las 8. En un semáforo nos encontramos a Scott y empieza a gritar que llegamos a tiempo, euforiaaaa… Tony Pointless, que lleva la sala Stalag 13, dice que la policía le ha amenazado con ir a la cárcel si se hacen más conciertos ahí, pero que le da igual. Hay más de 300 personas y un montón más afuera. KTMWQ juegan en casa y vaya si se nota. Con nosotros la gente también está increíble y por fin me atrevo a hablar algo y presentar algún tema. Volvemos a tocar NA y 7 Seconds y se arma una importante, que continúa con HHIG. Tras el concierto charlo un rato con Bull de Policy Of 3 / Four hundred Years (que aún se acuerda de Manifesto!) y con Amy Carrigan , la sonrisa más encantadora de la gira. Nos ponemos hasta arriba de hamburguesas vegetas y cheese fries mientras fuera llueve una exageración.

Sábado 14 de agosto: Nos levantamos a las 12 y mientras esperamos a Jeremy de KTMWQ se nos hace tarde para ir a casa de Niki, que lo tenía todo preparado para una fiesta en la piscina de casa de sus padres. Vaya bajón. Bull viene a comprarnos discos para distribuir. Al final dejo como 20 de regalo en casa de Andrew para que los reparta por la gente de Philly. Nos despedimos de Claude, que se vuelve a Montreal y Jeremy se viene con nosotros a DC. Llegamos a media tarde al Wilson Center (mítico local de la época de Teen Idles, Minor Threat y compañía) y ya hay como 200 personas en la puerta. Nos encontramos por ahí a Katia de BCN y Marat, que están de vacaciones. Elías se encuentra una bolsa de marihuana en un banco. El Wilson Center es ahora un centro social latino y está todo en castellano. Mientras bajo las escaleras viene por detrás Todd y me susurra ‚”aquí tocaron Fugazi por primera vez”, jodeeeeeeer… Miles To Failure me recuerdan mucho a Fuel. PG99 son muy intensos aunque repetitivos y Orchid finalmente no aparecen. Volvemos a sudar como cabrones. La gente está muy expectante pero algo fría comparada con otros conciertos. Carlos dice disfrutar como nunca. Tras volver a flipar con HHIG como cada noche, vamos a casa de Lucía, ‚”la jefa de DC”, una enorme peruana que rebosa simpatía. Es la primera persona en toda la gira (aparte de Martín, claro) que nos da cena tras el concierto. Tras la cena, mientras alguna gente se apalanca en el piso de abajo (donde viven Bruce de Born Against/Young Pioneers/Skull Control y su novia), Abraham, Carlos, Elías y yo nos vamos con Lucía a comprar porquerías en el 7-11 y nos quedamos de charla en el tejado de la casa. Parece que nos conocemos de toda la vida…

Domingo 15 de agosto: No se sabe por qué,pero finalmente no tocamos en Richmond y nos quedaremos otro día en Washington DC de turismo, bieeeen. Vamos a comer todo el mundo a un etíope y luego a ver las escaleras de ‚”El exorcista” y lo típico, la Casa Blanca, el Capitolio… y también el museo de las ciencias, ya de noche. Se suponía que esta noche había fiesta de camisetas mojadas en el tejado de Luci, pero casi todo el mundo se va a dormir, así que Luci y yo nos quedamos fuera en las escaleras de charla. HHIG tienen problemas internos y se respira mal ambiente, Todd no para de entrar y salir de la furgoneta con mala cara, Carl toda la noche pegado al teléfono… algo pasa.

Lúnes 16 de agosto: Luci se va a trabajar debuena mañana y me acuesto un rato en el suelo entre Abraham (que ha tenido pesadillas extrañas) y Elías. Suerte que me quieren tanto que hoy me dejarán ir durmiendo atrás todo el camino. Kim vuelve de reparar la furgoneta por enésima vez y resulta que le han mangado los altavoces. Bueno, el casette hace días que afortunadamente no funciona. Llegamos pronto a Greensboro y vamos directos a casa de los Catharsis (joder, que casa), que también han cocinado para nosotros, yum!. El concierto es en otro bar, y en el parking hay un par de tarados ensayando molinillos, jua jua. Catharsis no me gustan nada, pero me quedo todo el concierto flipando con el batería. El cantante da unas charlas interminables, pero solo puedo entender la mitad de lo que dice porque habla sin micro. Empezamos a tocar y durante los 3 primeros temas la gente seria y sin pestañear, que miedo, hasta que aparecen 4 o 5 locos en pelotas con máscaras y pistolas siderales y se lía una buena hasta el final, increíble. A HHIG se les ve tensos, y en ‚”Chain of command” Todd se abre la cabeza dándose de ostias con el micro y empalma los tres últimos temas chorreando sangre por toda la cara. El gallina de piel.

Martes 17 de agosto: Salimos pronto hacia Asheville (North Carolina) y a medio camino la furgoneta empieza a echar humo: vamos perdiendo el liquido refrigerador a chorro, aunque parece Gatorade de ese azul que bebe Carlos. Suerte nos encontramos una peña que estaban ayer en el concierto y nos ayudan. aún así tardamos 3 horas en arreglarlo. Cuando llegamos al concierto (en un húmedo sótano en una casa de campo) HHIG ya están tocando y hay una buena fiesta montada. Con nosotros continóa el desfase, aunque en mi lado del ‚”escenario” hay ya casi un palmo de agua y no sé ni como no nos electrocutamos. Acabamos otra vez tocando versiones con los dos hermanos de HHIG cantando. Ha tocado también un grupo de chicas de Chicago y mientras recogemos, la batería vende morreos a 1$: Abraham y yo huimos. Parece confirmarse la noticia que se veía venir: HHIG se separan después del concierto de Memphis y no seguirán la gira por el oeste. Vamos a sobar a una casa medio jipi con un montón de gente fumada. Deliciosos espaguetis.

Miércoles 18 de agosto: Suena el despertadora las 8 para Kim, que se va a cambiar una rueda pero Italiano se cree que son las 11 y despierta a todo el mundo, jugándose el físico. Se comenta que HHIG no tocan hoy y sólo lo harán mañana en Memphis como despedida. Llegamos pronto a Nashville, Tennesee y nos ponemos ciegos de comer en un restaurante griego, donde luego nos sacan una cachimba con un extraño tabaco con sabor de manzana muy suave. Todo el mundo fuma de eso sin parar, hasta Italiano y yo que como aquel que dice, no habíamos fumado en la vida. Dicen que no coloca, pero todo el mundo se pone muy cariñoso. El concierto es en una tienda de discos, pero en la trastienda hay un escenario enorme con luces y de todo. aún así, no hay demasiada gente y montamos todo el equipo en el suelo. Aparece Kurt de Palatka, que ha conducido 14 horas hasta aquí. From Ashes Rise me vuelven a encantar y nosotros disfrutamos tocando. HHIG en el último momento deciden tocar, todo un detalle. Después del concierto vamos directos a Memphis a dormir.

Jueves 19 / Viernes 20 de agosto: La casaes una enorme comuna anarquista con una gran biblioteca y huerto, aqui vive Paul de HHIG junto con un montón más de gente. Después de comer, alguna gente se van a ver ‚”The Blair witch project” y otros nos quedamos echando la siesta. Antes del concierto Todd aparece con Rachel, su ex-novia, y ya hace otra cara. Talk is Poison geniales otra vez. Con nosotros la gente algo fría. Ya me habían dicho que Memphis no era la bomba. Todo el mundo esperando el último concierto de HHIG y… después de un montón de rato montando, afinando etc, empiezan el primer tema y a los 10 segundos apagan todo y se van. Nos quedamos helados. Después del concierto charlo un montón con Rachel, suerte que no me van las rubias porque esta mujer hipnotiza con la mirada. Tras una típica cena sureña con nachos, fries y compañía, llega la hora de la despedirnos de HHIG, ya que salimos directos para Chicago otra vez. En el último momento aparece Rachel y Todd se va con ella (ooohh, que bonito… ). Salimos a eso de las 4:30 y cuando ya todo el mundo duerme la furgoneta empieza de nuevo a hacer ruidos y explosiones y tenemos que parar varias veces en diferentes talleres. Jessie, una amiga de Rachel, se ha enchufado con nosotros en la furgoneta y tiene las manos muy largas. Al principio hace gracia pero acaba cargando. Tras 16 horas de carretera con los dedos cruzados, llegamos al Mestizarte de Chicago a las 20:30 y todas las bandas ya han tocado, pero la gente no se ha ido. El último concierto resulta ser de los mejores de la gira y no nos dejan irnos. Al final acabamos consiguiendo que se junten los ex-Crudos Martín, Ebro y Jose y junto con Elías tocan ‚”Tiempos de miseria” y todo el mundo con la lagrimilla, buen final. En casa de Martín nos espera un montón de gente para cenar y la cama se agradece como nunca.

Sábado 21 / Domingo 22 de agosto: Bueno, esto se ha acabado. El avión no sale hasta la tarde y aprovechamos para lavar ropa y prepararnos todo para la vuelta. No sé como voy a llevarme tantos discos. Las esperadas pizzas de Chicago no decepcionan, increíbles. Sarah nos viene a buscar con su furgoneta y todos al aeropuerto como sardinas. Enseguida me pongo los tapones, el antifaz y la mantita y cuando me despierto queda una hora para llegar a París. Las 7 horas de espera para salir hacia Barcelona se hacen interminables, aún así nos echamos unas buenas risas. Al final llego a casa medio muerto a las 22h del domingo. Y mañana a currar.

Foto portada: Kim Bae.
Resto de fotos, flyers, etc: Archivo Beni


Beni C (Barcelona, 1972) pasó su “alegre juventud” tocando la guitarra y viendo algo de mundo con unos cuantos grupos. Aunque ni juntándolos todos haces uno bueno, pero eso es lo de menos. Actualmente sigue amontonando discos con el mismo dudoso y dispar criterio y yendo a conciertos que sean compatibles con madrugar. Aprovecha el mínimo descuido para recordarte que vio a los Ramones cuatro veces. No piensa volver a leer este artículo. “La nostalgia ya no es lo que era”, que decía aquel.

 

# 3 Studies for a Crucifixion, Black Flag, Bluetip, Born Against, Born Dead Icons, Boycott, Catharsis, Dag Nasty, deep wound, DYS, E-150, Eskorbuto, Four hundred Years, From Ashes Rise, Good Clean Fun, His Hero is Gone, Jerry's Kids, Jihad, Joan of Arc, Joao Gilberto, Kid Dynamite, Kill The Man Who Questions, Limpwrist, Los Crudos, Manifesto, Miles To Failure, Minor Threat, MK Ultra, Negative Approach, Negative FX, Nick Cave, One Eyed God Prophecy, Orchid, Palatka, PG99, Pinhead Circus, Policy Of 3, Ramones, RIP, Shotmaker, Skull Control, Songs: Ohia, Subterranean Kids, Talk Is Poison, Teen Idles, Trepan Nation, Último Resorte, Uranus, Young Pioneers, Youth Korps,